Sábado, 23 Mayo 2015 - 8:45am

Policía Nacional se encargará de mantener el orden con el apoyo de las Fuerzas Armadas.

Debido a los nuevos actos de violencia registrados durante las protestas contra el proyecto Tía María, el Gobierno resolvió anoche decretar el estado de emergencia en todos los distritos de la provincia de Islay, en Arequipa, anunció el jefe del Gabinete Ministerial, Pedro Cateriano.

Precisó que quedan suspendidas a partir de hoy las libertades personales, referidas a la inviolabilidad del domicilio, libertad de tránsito y la libertad de reunión.

Indicó que conforme lo establece la Constitución y de acuerdo con el decreto que se publicará en El Peruano, la Policía Nacional, con el respaldo de las Fuerzas Armadas, se encargará del mantenimiento del orden público.

En la conferencia, el Jefe del Gabinete estuvo acompañado por los titulares de Defensa, Jakke Valakivi; del Interior, José Luis Pérez Guadalupe; y de Justicia, Gustavo Adrianzén.

Régimen de excepción

Cateriano sustentó que el Gobierno ha tomado la determinación de decretar el estado de emergencia de conformidad con el régimen de excepción que establece la Constitución Política.

En ese sentido, dijo que el Gobierno no hubiera querido llegar a esta situación, y prueba de ello es que se han hecho todos los esfuerzos para solucionar los cuestionamientos técnicos al proyecto Tía María, mediante el diálogo, como corresponde a un sistema democrático.

“No obstante, a pesar de que la propia empresa ofreció una pausa para que en este período se pueda explicar con amplitud y debatir todo lo relacionado con la temática técnica del proyecto, hoy han continuado los actos de violencia.”

“Cuando las circunstancias demuestran que un grupo mínimo no quiere acatar la Constitución y la ley; es decir, violentar el Estado de derecho, el Gobierno tiene los instrumentos legales que la Constitución franquea para garantizar el mantenimiento del orden público.”

En ese contexto, el titular de la PCM recalcó que el gobierno del presidente Ollanta Humala defenderá con firmeza, pero con apego a la Constitución y a la ley, el derecho de todos los peruanos a vivir en paz y en democracia, exhortando a que se deponga la violencia y solucionemos las diferencias basado en el diálogo.

Por su parte, el ministro del Interior, José Pérez Guadalupe, informó que en la tarde de ayer se produjo un nuevo ataque de manifestantes contra la Policía Nacional en Islay y aclaró que la persona fallecida en estas circunstancias no presenta herida de proyectil.

Detalló que a las 15:45 horas, unos 400 manifestantes se dirigieron al puente Pampa Blanca para bloquear la Panamericana Sur y atacar a los agentes policiales, situación en la que falleció un hombre del sector El Arenal.“Al fallecido no le encontraron herida de proyectil, sino una gran contusión en el ojo izquierdo, mañana [hoy] en la necropsia de ley sabremos con exactitud la causa de la muerte, se sospecha que fue una contusión por un golpe de piedra.”

Precisó que la Policía solo cumplió con evitar el bloqueo. Mencionó que hubo cinco heridos (tres civiles y dos policías) y que los ataques contra la comisaria local fueron con piedras y dinamita.

En respuesta, detalló, los agentes repelieron esto con armas no letales.

Pedido de facultades

Las primeras facultades que el Poder Ejecutivo pedirá al Congreso serán para legislar en materia económica, adelantó el jefe del Gabinete Ministerial, Pedro Cateriano, quien precisó que el proyecto de ley sobre el tema será aprobado –estimó– el próximo miércoles por el Consejo de Ministros. En una conferencia de prensa ofrecida más temprano, detalló que esta semana concluyó en el Gabinete el debate referido a lo que se solicitará en el campo económico y, luego de que la iniciativa sea aprobada en esa instancia, será enviada al Parlamento como un proyecto de ley.

Indicó que, posteriormente, el Consejo de Ministros debatirá en lo concerniente a seguridad ciudadana y a política social, como lo anunció en abril pasado durante su presentación ante el Legislativo para el voto de investidura.

DIÁLOGO

Pérez Guadalupe recordó que desde un comienzo el Gobierno manifestó su voluntad de diálogo con Islay y lo hizo saber en reiteradas visitas y oportunidades.

Con los actos de violencia y los audios divulgados por la prensa, añadió, los liderazgos de dirigentes como Pepe Julio Gutiérrez se han deslegitimado, subrayó el titular del Interior.

Comentarios